lunes, 22 de septiembre de 2014

Carta Abierta de la plataforma por la sanidad pública al presidente Juan Vicente Herrera.

Carta abierta al Presidente de la Junta de Castilla y León:



Señor Presidente:


El pasado 12 de junio cerca de 15.000 personas -gentes de toda condición, sin banderas, con una única voz- expresamos en la calle un clamor unánime. Quince mil personas, señor presidente, en una de las manifestaciones más numerosas que registra la historia de esta ciudad. De nuestra ciudad, pues también es la suya. Pedíamos la recuperación pública del HUBU.


El modelo que ustedes han elegido para dotar a Burgos del necesario nuevo hospital no nos gusta. No le gusta a nadie. Por insostenible y por incontrolable. Sin entrar en la guerra de cifras en la que ustedes se esconden, solo mencionaremos una lo suficientemente contundente: el canon que debemos pagar a la concesionaria se ha duplicado ya este año pasado. No nos enreden con datos. Éste es incontestable. Pero si este sistema no nos gusta es, por encima de todo, porque en los próximos treinta años estaremos alquilados, comprando servicios a precios más que abusivos y sin el control efectivo sobre el hospital. Un alquiler ruinoso que, además de lastrar las arcas de nuestra comunidad autónoma, hará del hospital, el único hospital de Burgos, un desastre. Sobrados ejemplos hay dentro y fuera de España que lo demuestran.


Señor Presidente, en el mes de abril le solicitamos audiencia y sin obtenerla, nos remitió al consejero.


El 21 de julio la Plataforma por la Sanidad Pública de Burgos registró una nueva petición para entrevistarnos con usted, ésta vez con la firma de 32.000 ciudadanos. Usted se ha negado de nuevo a recibirnos.

Dos consideraciones.
Primero, no entendemos la negativa de un cargo público, por más elevado que éste sea, a aceptar una petición de entrevista por parte de los ciudadanos que, por cierto, son los auténticos propietarios de lo público mientras los gestores coyunturales, los políticos, son en realidad meramente sus administradores delegados temporalmente, no sus dueños. Nos parece despótico e irrespetuoso no recibir a alguien pero, ¿cómo calificaríamos el no responder a una petición de 32.000 ciudadanos soberanos? ¿O no somos soberanos?


En segundo lugar, señor Presidente, usted no puede mirar para otro lado en este asunto. Es particularmente responsable de la fórmula del HUBU. Es de todos conocido que se trata de un proyecto personal para su provincia. En ningún momento ha sido usted ajeno a él. Se trata de una obra más suya que la mayoría de las que se han realizado en su mandato.


Señor Presidente, tenemos un serio problema. Usted tiene en este asunto un serio problema, y no aceptamos su evasiva como respuesta. Creemos que nos asiste el derecho. Seguiremos trabajando para empujar una solución a un error inmenso de consecuencias probablemente nefastas y usted no puede ni debe quedar al margen. Le pedimos responsabilidad y soluciones.


Relacionado:


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Da tu Opinión.